niños

Usted está aquí

El regalo más valioso para los hijos no son las cosas, sino el amor de los padres, dice el Papa.

“Recordemos que el don más valioso para los hijos no son las cosas, sino el amor de los padres. Y no me refiero sólo al amor de los padres hacia los hijos, sino al amor de los padres entre ellos, es decir, la relación conyugal. Esto hace tanto bien a ustedes y ¡también a sus hijos! ¡No descuidar a la familia!”, alentó.

Sin definir

Páginas